lunes, 20 de agosto de 2018

Vatios (watt) y voltios (volt)

La diferencia entre vatios y voltios para mí siempre ha sido un misterio, pero ya me desasné y se cual es la diferencia o mejor dicho la función de cada uno. También se que a la mayoría de ustedes les ocurre lo mismo, pero al igual que yo nunca se han puesto a averiguar o si lo hicieron cuando compraron algún producto eléctrico de seguro no entendieron la explicación técnica ya que muchas veces el que sabe no sabe explicar o no sabe y solo les recita la definición.

Encontrar una explicación clara y sencilla para neófitos o simples usuarios de productos eléctricos no me resultó fácil. Pero sacando en limpio, deduciendo y preguntando me quedó claro, la verdad es que es sumamente sencillo y no entiendo porque los que saben se ponen tan complicados con las explicaciones.

Vatios o watt: Es el consumo de electricidad real de un producto eléctrico y el calor que puede generar en el aparato.

Voltios o Volt: Es la carga eléctrica que pueden llegar soportar los circuitos y el cableado de un producto eléctrico.

Por lo general los productos eléctricos llevan una etiqueta en la parte de atrás donde se especifican tanto los vatios como los voltios y siempre los voltios son “más” que los vatios, así el equipo queda protegido de una descarga inesperada o por fluctuaciones en la red de suministro.      


Visto así, no es tan complicado.
Imagen.






lunes, 13 de agosto de 2018

Promesas de año nuevo.

Imagen.
Cuando se acerca o comienza un nuevo año (se que estamos en agosto, pero...) no es poca la gente que se pone como meta el cumplir ciertas promesas como dejar de fumar, estar más con la familia y amigos, hacer dieta, casarse, salir menos o salir más, bañarse, hacer ese viaje tantas veces pospuesto o hacerse valer más en el trabajo, entre otras muchas. De todas las metas que nos ponemos alrededor de 1/3 son abandonadas en la primera semana de enero.

Más les digo casi el 15% no sobreviven las primeras 24 horas del primer mes del año. Existen algunos recaudos que puedes tomar para cumplir tus objetivos de año nuevo como organizar un calendario para cumplirlos, pedir ayuda a alguien en quien confíes para que te de ánimos y te intime a cumplir esos objetivos, incluso puedes programar ciertos premios con cada meta alcanzada.

Pero este tipo de reglas son algo inútiles ya que si eres de los que cumplen y tienen conducta no las necesitas y si eres como la mayoría que abandona sus promesas de fin de año en las primeras horas o días, es totalmente inútil que sigas estos consejos porque de seguro no los harás.


Lo mejor es seguir como hasta ahora, prometiendo y olvidando, es una tradición navideña más, es como comer uvas a la medianoche del 31 de diciembre o usar calzones amarillos y nuevos ese mismo día, tirar agua por la ventana, etc.   

Imagen.








  

lunes, 6 de agosto de 2018

¿Cuánto es un año? Una pregunta no tan obvia.

Respuesta:

Imagen.
Un año equivale a 365 días y seis horas; más o menos. Si fuera exactamente así, seria muy sencillo.

En realidad un año dura exactamente 365 días, cinco horas, 48 minutos y 46 segundos. Esta diferencia de 11 minutos y 14 segundos, que en un año no pareciera que hiciera la gran diferencia pero que en realidad hace una gran diferencia, ya que al cabo de cinco siglos supondría un desfasare de cuatro días; el Primer concilio de Nicea (año 325 DC) reglamenta el año bisiesto corrigiendo esas seis horas anuales que quedaban en el Limbo redondeando en seis horas anuales y un día extra cada cuatro años.

Esta pequeña cantidad de minutos (11 minutos y 14 segundos) que faltaban para completar las seis horas llevo que para el siglo XVI el año tuviera un desfase de diez días (un día cada 128 años) causando problemas de todo tipo, pero el hecho que Pascua se adelantara de tal manera que en el año 1582 se conmemoraría el 11 de marzo, convenció al Papa Gregorio XIII que había que hacer algo al respecto. En 1578 la Universidad de Salamanca realiza estudios sobre el desfasaje que le hace llegar a Gregorio XIII y en 1582 se comenzó a implementar lo que hoy conocemos como el Calendario Gregoriano en algunos países europeos y sus colonias.

La transición fue lenta a tal punto que al entrar el siglo XX aún existían países como Grecia, Rusia, Turquía, China, y Bulgaria entre otros con el calendario Juliano que de a poco se fueron pasando al Gregoriano. En la actualidad la Iglesia Ortodoxa y los Berebere en el norte de África continúan con el viejo calendario romano, mejor conocido como Calendario Juliano y todos lo notamos en Navidad que para los países ortodoxos es conmemorada en enero, dos semanas después que el resto de nosotros.
 
Imagen.

El Calendario Gregoriano lo que hace es redefinir el año bisiesto y en vez de ser un día extra cada cuatro años pasa a ser definido de la siguiente manera: Año bisiesto es el divisible entre 4, salvo que sea año secular - último de cada siglo, terminado en 00, en cuyo caso también ha de ser divisible entre 400”. Y así se termina con ese pequeño desfase anual que tantos inconvenientes trajo no solo en lo religioso, sino en la vida cotidiana como en la agricultura, ya que las diferentes estaciones del año no coincidían con el calendario y a los agricultores se les complicaban las cosechas y las siembras causando grandes perdidas al no poder guiarse por el almanaque.

Año secular se refiere al último año de cada siglo, 1500, 1700, 1900, 2000, etc.

El paso del año Bisiesto Juliano, 100 años bisiestos cada 400 años; al Gregoriano de 97 años bisiestos en 400 años redujo la diferencia de 11 minutos y 14 segundos a menos de un minuto al año. Resumiendo, el calendario actual tiene tres años bisiestos menos que el anterior cada cuatro siglos, lo que reduce el desfase de un día cada 128 años, a un día cada 3300 años, algo tan irrisorio que en ese periodo de tiempo es imposible decir incluso que exista ese día extra ya que la rotación y traslación de la Tierra tiene sus variantes que pueden llegar a cambiar los cálculos. Pero estamos hablando de un periodo tan grande de tiempo y tan lejano en el futuro que no vale la pena ni pensarlo.

El día extra del año bisiesto en el Calendario Juliano se encontraba entre el 23 y el 24 de febrero, de ahí que bisiesto (del latín) bis sextus dies ante calendas martii se traduce como: repítase el sexto día antes del primer día del mes de marzo. Y es en el calendario Gregoriano que se traslada al 29 de febrero.

Espero que no se hayan mareado con esta entrada y que algo comprendieran, de no ser así asumo toda la culpa. 



El próximo año bisiesto será el 2020.


lunes, 30 de julio de 2018

La odisea de ir a la escuela.

Mi hijo mayor (Facu) tiene casi 14 años y hace siete u ocho años habían veces que como todo niño no quería ir a la escuela y por lo general lo convencíamos o terminaba yendo medio a prepo, pero siempre terminaba en la escuela. Hasta que un día de esos, que no quería ir, se me ocurre sentarlo conmigo en la computadora y mostrarle fotos de niños yendo a la escuela en países en donde muchas veces ir a la escuela es como mínimo una gran aventura y muy peligrosa por los obstáculos con los que se encuentran los escolares para llegar con sus maestros.

Son imágenes que la mayoría de nosotros hemos visto, pero para un niño de cinco o seis años como el tenía en esa época eran inéditas y le llegaron más de lo que me imaginaba a tal punto que hoy con más de 13 años se acuerda de aquel día e igual que aquel día le siguen disgustando (por suerte). Una de las cosas que más le llamó la atención  es que en muchas de las fotografías los niños parecían divertirse con las peripecias que para él (para mi también) le resultaban una autentica locura.

De todas formas después de un par de meses volvió con la idea de no ir a la escuela, pero con la madre le recordábamos las fotos de aquel día y a veces funcionaba y otras no. Pero incluso cuando no funcionaba se le notaba la preocupación en la cara por aquellas fotografías, hasta llegaba a preguntarme si eran de verdad.

No hay nada más gratificante para un padre que darle todo a nuestros hijos, pero también es tan importante hacerles ver lo afortunados que son, lo que cuesta conseguir las cosas, que aprecien lo que tienen, aunque solo sea el viajar cómodos a la escuela y sobretodo que sientan empatía hacia los demás.  


Estas son algunas de las imágenes que vimos con Facu aquel día y otras más.



Imagen.

Imagen.

Imagen.

Imagen.

Imagen.

Imagen.

Imagen.

Imagen.

Imagen.

Imagen.

Imagen.

Imagen.

Imagen.

Imagen.

Imagen.

Imagen.

Imagen.

Imagen.









lunes, 23 de julio de 2018

Zipper trucks, camiónes cremallera.

Los “zipper trucks” o “camiones cremallera” son un tipo de vehículos utilizados en alGunas ciudades del mundo y su cometido es mover los carriles de las carreteras y así agilizar el transito. No son nuevos, hace más de 30 años que se utilizan pero no se encuentran en todas las ciudades por lo que es probable que no los conozcas, pero como yo, lo puedes apreciar en el vídeo de más abajo.

El nombre de este sistema lo describe a la perfección. Un vehículo especialmente diseñado para este trabajo circula por alguna carretera, puente o avenida con transito fluctuante a lo largo de la jornada, cambiando los carriles de manera que el transito fluya de manera más libre.
 
Imagen.
Además del vehículo el sistema cuenta con enormes bloques de hormigón unidos por un cable de acero, que son los que delimitan el carril. Estos bloques se introducen en el lateral delantero del camión y van saliendo por el extremo opuesto del vehículo formando así el nuevo carril destinado a facilitar la circulación.

Dentro del camión estos bloques de hormigón son movidos por un sistema de ruedas de acero que sirven a modo de rieles y así estos bloques se trasladan de un extremo al otro para así formar un nuevo carril.


Como verán en las imágenes la mayoría de estos camiones son poco estéticos, tal vez con la excepción del utilizado en la provincia China de Shandong; pero realizan el trabajo de manera rápida, eficiente y segura tanto para los trabajadores como para los conductores.  

Imagen. Vehículo utilizado en Shandong, China.
Imagen.
Imagen.

Imagen. Zipper trucks utilizado en el puente Golden Gate.
Imagen. Sistema de traslado de bloques de hormigón.
Imagen.
Imagen. Dallas Texas.
Imagen. Auckland, Nueva Zelanda.








lunes, 16 de julio de 2018

El jardín de las delicias.

Imagen.

¿Les interesa el arte? A mi no, pero esta pintura de Jheronimus Van Aken, mejor conocido comoEl Bosco me llamó la atención por ser bien rara.

Esta obra esta dividida en tres paneles: el panel izquierdo representa el Jardín del Edén, el panel central que ilustra “El jardín de las delicias” y por último el panel derecho que representa el infierno. Los tres paneles conforman un óleo de 2,2 metros de altura por 3,89 metros de ancho.

Lo más interesante es que en ella se encuentran pintadas 450 personas y un sin número de animales y seres de ficción, todos muy bien representados y detallados sin repetir uno tan siquiera. La escena del panel central nos muestra el libertinaje que termina llevando a la gente al infierno algo muy normal para la época.

Abajo a la derecha de este panel se encuentra escondida Eva en una cueva observando todo con sentimiento de culpa mientras Juan el Bautista la señala con dedo acusador que por cierto es el único vestido junto con Dios en todo el cuadro. Se podría decir que de izquierda a derecha el hombre pasa del Edén a la Tierra y termina en el infierno.

Los paneles laterales representan la vida que perdimos en el Edén (el  panel de la izquierda) y la que nos mereceríamos en el infierno (el de la derecha). La vida en el Averno se nos muestra con muchos detalles que la verdad que si se las explico no sabría por donde comenzar así que véanla ustedes y saquen sus conclusiones; les dije que no me gusta el arte.

Pero la escena que más me llamó la atención, por lo cómica que me resultó, es la que está en el tablero central, abajo al centro y a la derecha. En ésta se ve como a una persona le utilizan el trasero como florero (¿?), prefiero no especular con el significado y dejárselo a ustedes.


Si quieren ver en persona esta obra lo pueden hacer yendo al Museo del Prado en Madrid.


En este enlace pueden ver la pintura ampliada para que disfruten de los detalles. 


CORREGIDO



lunes, 9 de julio de 2018

Humor matemático.

Me encontré esta imagen en Cuantarazon.com y me pareció muy divertida. También me sentí super inteligente porque la entendí de primera y sin tener que releerla o pensar en su significado, espero que a ustedes les suceda lo mismo y sean inteligentes de primera y a los que no… bueno no se que decirles, en realidad si pero decirles “tontos”, “brutos”, “ja ja ja”, “soy más inteligente que ustedes” o “¿a que escuela fueron?”, no queda muy simpático de mi parte así que la dejamos por aquí.


Buena semana.  







Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...